OPINIÓN

4 formas para aprender de la experiencia en las organizaciones

MARTES, 25 DE SEPTIEMBRE DE 2018  



4 formas para aprender de la experiencia en las organizaciones
09-04-2015
0
 COMENTARIOS  
  
Duval Llaguno
@el_BID

Por Duval Llaguno - Esta entrada de blog fue originalmente publicada en el Blog Abierto al Público del Banco Interamericano de Desarrollo.

Tal como mencionamos en blogposts previos, es necesario reconocer y entender nuestros fracasos, para poder aprender. En este sentido, las organizaciones de desarrollo y los gobiernos debemos aprender de nuestra experiencia, para poder innovar.

Esta necesidad, que ya forma parte de nuestros discursos y documentos oficiales, muchas veces es difícil de llevar en la práctica, porque no siempre existe un ambiente propicio en el que nuestros errores puedan entenderse de forma positiva.

A continuación, presentaré cuatro recomendaciones sobre cómo podemos facilitar el diálogo sobre nuestros errores y mejorar así los ambientes en nuestras organizaciones:

1. Vincular el aprendizaje de la experiencia con la estrategia de innovación

La verdad inesperada sobre la innovación es que está intrínsecamente vinculada con el fracaso. La ruta hacia una innovación exitosa está llena de intentos fallidos. De hecho, metodologías como el Design Thinking promueven la iteración y experimentación antes de elegir una solución. Tal como menciona este artículo de The New York Times, los tiempos de innovación engendran naturalmente fracasos constantes.

2. Aprender del fracaso es doloroso, pero útil

Los intentos fallidos no son un fin en sí mismo. De hecho, ninguna persona, organización o país quiere ser un “fracasado”.  Pero el verdadero fracaso es el no capitalizar nuestras experiencias, para mejorar nuestro futuro. De hecho, el reto es convertir los aprendizajes de fracasos en éxitos.

En Harvard Business Review, recientemente se anunciaron los resultados preliminares de una investigación sobre ¿Cuándo aprendemos del fracaso (y cuándo no)? Los investigadores resaltan dos factores que favorecen el aprendizaje: (i) la responsabilidad (disminuir la ambigüedad en los roles de cada uno de los miembros de la organización); y (ii) una cultura de “seguridad psicológica”, en la cual los individuos están motivados a reconocer el aprendizaje del fracaso.

3. Introducir estrategias de largo plazo

En un informe del Banco Mundial titulado ¿Cómo aprende el Banco?,  se afirma que para poder aprender es necesario que los empleados sintieran un ambiente seguro para experimentar, plantear preguntas y preocupaciones, y proponer nuevas ideas. El informe dice que es conveniente realizar una división clara entre los procesos de creación de nuevo conocimiento (“exploración”) y el uso del conocimiento existente de varios recursos (“explotación”) y equilibrar la importancia de cada uno. Esto puede conseguirse identificando metas a corto y largo plazo que permitan entender qué debe priorizarse en cada momento.

4. Capitalizar las lecciones aprendidas

En un post reciente, te comentamos. El documentar es solamente el primer paso; los dos pasos siguientes son la diseminación y el re-uso.

Actualmente, como parte de la implementación de la estrategia de conocimiento y aprendizaje 2012-2015, el equipo del BID está comprometido con el desafío de extraer, interpretar, sistematizar y diseminar el conocimiento clave que se deriva de la gestión de operaciones del Banco.

Específicamente, buscamos identificar los factores que permitan explicar el desempeño de proyectos específicos y de la cartera de un país, para contribuir de mejor manera al desarrollo de los países de América Latina.

Facebook  Twitter  MySpace  LinkedIn  Meneame  del.icio.us  Google Bookmarks  RSS  Digg  email


Comentar

CAPTCHA Image Reload Image
    

(*) Campos obligatorios

  



4 formas para aprender de la experiencia en las organizaciones

© Novus Innovación Digital, S.L.
Innovaspain.com -@innovaspain- es el portal líder dedicado a la innovación española... [+]