ACTUALIDAD

Jordi Roca, Carlos Soria y el test de las lentejas a más de 5.000 metros

MIÉRCOLES, 26 DE SEPTIEMBRE DE 2018  



Jordi Roca, Carlos Soria y el test de las lentejas a más de 5.000 metros
16-04-2015
0
 COMENTARIOS  
  
Pablo Garcinuño
@pgarcinuno

Cuando se llega a cierta altura, la digestión es más lenta y pesada. Por eso, “cuando el cuerpo te pide lentejas, es que estás aclimatado”, dice el cocinero Jordi Roca. Es lo que el alpinista Carlos Soria llama el test de las lentejas. Para los que lo prefieran, también existe el test del jarrete de ternera. En realidad, hay tantas pruebas como platos han sido elaborados desde el Celler de Can Roca para degustarse en el ataque a la cumbre del Annapurna (8.091 metros).

El diálogo entre Roca y Soria, separados por más de 7.000 kilómetros, ha sido una de las actividades de la primera jornada del Congreso Iberoamericano sobre Redes Sociales #iRedes.  El repostero ha estado en Burgos, mientras que el alpinista de 76 años conectó desde el campo base, aunque su intervención se vio muy limitada por los problemas técnicos.

Alta cocina en la alta montaña

Ambos contaron cómo surgió la idea de su proyecto común y las aventuras que han vivido en la Expedición BBVA en el Annapurna. Jordi Roca, nombrado mejor repostero del mundo en 2014 por la revista Restaurant, acompañó a Carlos Soria para elaborar los menús que el alpinista y su equipo llevan durante el ataque a cumbre del Annapurna. A lo largo de la marcha de aclimatación, la expedición recorrió el valle del Khumbu, situado en las faldas del Manaslu. 

El objetivo era lograr que una expedición de alta montaña pueda disfrutar de comidas de calidad, ya que habitualmente los alpinistas “tienen muy pocas fuerzas y lo que menos les apetece es ponerse a cocinar”. Soria le contó qué platos le gustaban más y, con esa información, elaboró un menú para siete días con creaciones del Celler de Can Roca que luego fueron liofilizadas, es decir, secadas en frío.

Solo se necesita añadir un poco de agua caliente para que el plato vuelva a "revivir" y Jordi Roca hizo una pequeña demostración en el Fórum Evolución. Una tortilla, el guiso de jarrete de ternera, un poco de guacamole... Y de poste, arroz con leche. Todo ello “hecho con mucho cariño por parte de Jordi”, dice Soria.

Redes sociales e innovación 

Roca reconoce su afición por las redes sociales, en especial por Instagram y Twitter, rápidas y muy visuales. Le permiten estar informado de lo que hacen otros cocineros y, al mismo tiempos, hacer que sus creaciones lleguen a más gente. 

Afirma que él es de "gatillo fácil" a la hora de enviar un tuit, aunque poco a poco se ha ido dando cuenta de que es mejor pensar lo que se pone en redes sociales. En los perfiles del restaurante, por ejemplo, son "muy reflexivos". "A veces un tuit del Celler lleva dos días -afirma-. Por eso tuiteamos poco, pero tuiteamos bien”.

Respecto a su forma de trabajar en la cocina, Jordi Roca asegura que él y sus hermanos se "replantean" todo lo que hacen, empezando por cada paso de una receta de su abuela. Esto es lo que les hace "avanzar".

En su opinión, "la idea de incooporar la inovcación de forma natural" consiste en "replantearse cada pequeño paso que damos en el Celler”. “Ha llegado un punto en que necesitábamos un espacio para la innovación”. Por eso han habilitado una masía para "entender la cocina “desde otras disciplinas” (química, antropología, etc.).

Facebook  Twitter  MySpace  LinkedIn  Meneame  del.icio.us  Google Bookmarks  RSS  Digg  email


Comentar

CAPTCHA Image Reload Image
    

(*) Campos obligatorios

  



El diálogo entre Roca y Soria, en la jornada inaugural de iRedes

© Novus Innovación Digital, S.L.
Innovaspain.com -@innovaspain- es el portal líder dedicado a la innovación española... [+]