QUIÉN ES QUIÉN

César Alierta, presidente de Telefónica

MIÉRCOLES, 19 DE SEPTIEMBRE DE 2018  
César Alierta, presidente de Telefónica
01-JULIO-2012
0
 COMENTARIOS  
  

Después de doce años al frente al Telefónica, y tras haber desarrollado una gestión para muchos impecable que ha llevado a la compañía a los primeros puestos del ranking mundial, Cesar Alierta se ha ‘arremangado’ la camisa y desde hace meses se propone a conciencia una renovación que favorezca la competitividad y la viabilidad de la empresa en el futuro.

Todo dentro de un sector que en ocasiones cambia demasiado deprisa, sin tiempo para asimilar nuevos escenarios, y ante unos competidores que irrumpieron en el negocio sin cargas adicionales pero siempre dispuestos a dar batalla en innovación y el cuota de mercado.

El devenir de Telefónica pasa por mantenerse en la vanguardia global de un mundo conectado, cuya demanda de servicios de movilidad se duplica cada año. Un posicionamiento dentro de un entorno digital en el que Alierta tiene claros los objetivos. La compañía al completo se ha puesto manos a la obra para que nada se quede en el tintero.

Con el liderazgo en telefonía razonablemente controlado, Telefónica ha tenido que aprender a codearse con Google, Apple, Facebook, Twitter y tantas otras grandes iniciativas que aportan valor añadido al sector en su conjunto, pero que también muerden. La carrera sigue su curso y ya no se trata de ganar, sino de no quedarse atrás en una reinvención promovida desde presidencia, y favorecida por el sosiego procedente de un posicionamiento más que garantizado en potentes mercados europeos –Alemania, Inglaterra- y latinoamericanos –Brasil.

La iniciativa de Alierta tiene sus riesgos y dificultades. También es la oportunidad para que Telefónica demuestre su potencial y para crear un clima en el que otras compañías tomen nota e inicien aventuras más allá de nuestras fronteras. Mantenerse en la élite implica un permanente estado de revista.

Una gigantesca tarea que en el caso de Telefónica ha implicado cambios profundos en la estructura financiera de la compañía, que ha iniciado la senda de los desapalancamientos y desprendimiento de activos no estratégicos que le permitan disponer de fondos para abordar con garantías los mastodónticos e incesantes cambios tecnológicos.

Alierta demuestra con ello que la innovación no tiene edad y que los problemas no se resuelven con el inmovilismo. Los acelerados cambios que se están produciendo en la economía mundial y el creciente grado de globalización, demuestran que nunca la solución es quedarse quieto y que todos y cada uno de los días en la vida de un empresario deben estar presididos por el espíritu de progreso.
 

 
Facebook  Twitter  MySpace  LinkedIn  Meneame  del.icio.us  Google Bookmarks  RSS  Digg  email
© Novus Innovación Digital, S.L.
Innovaspain.com -@innovaspain- es el portal líder dedicado a la innovación española... [+]