CURIOSIDADES

Un éxito casi casual

JUEVES, 22 DE FEBRERO DE 2018  
Un éxito casi casual
10-JULIO-2012
0
 COMENTARIOS  
  

En Hyde Park de Londres de 1851 se inauguró el Palacio de la Gran Exposición de los Productos de la Industria de Todas las Naciones, que pasó a la historia con el nombre de Palacio de Cristal. Menos de un año antes ni siquiera existía como concepto. Tardaron cinco meses en construirlo.

Se celebró un concurso abierto al que se presentaron 245 diseños. Todos ellos fueron rechazados por su falta de viabilidad. Ante la desesperada situación, se nombró un comité integrado por cuatro personas -dos arquitectos, un ingeniero y un decorador-. La estructura que propusieron era un inconstruible e inmenso cobertizo cargado de tenebrosidad.

Durante aquella crisis abierta irrumpió la tranquila figura de Joseph Paxton, jardinero jefe de Chatsworth House. Se le ocurrió que algo al estilo de sus invernaderos podía funcionar y, aunque su propuesta quebrantaba todas las reglas del concurso, el hecho de que el Palacio de Cristal de Paxton no necesitara ladrillos, ni mortero, ni cimientos, fue determinante para que le encargaran su construcción. Era cuestión de tornillos y armazones de hierro fundido que se encajaban unos a otros hasta lograr un esqueleto en el que colocar cien mil metros cuadrados de cristal (una tercera parte de todo el cristal que se producía en Gran Bretaña en un año).

Fue, no solo, una solución ingeniosa a un reto monumental, sino un alejamiento radical de todo lo construido hasta entonces.

 
Facebook  Twitter  MySpace  LinkedIn  Meneame  del.icio.us  Google Bookmarks  RSS  Digg  email
© Novus Innovación Digital, S.L.
Innovaspain.com -@innovaspain- es el portal líder dedicado a la innovación española... [+]